Para poder someterte a una liposucción láser, debes cumplir unos requisitos:

  • No puedes tener sobrepeso: a aquellas personas que tengan más del 20% de sobrepeso, no se aconseja que se sometan a una lipoláser.
  • Tener buena salud: Debes tener una buena salud si quieres someterte a este procedimiento, sin enfermedades cardiovasculares, problemas inmunológicos (ya que podrías tener problemas en la operación o en la posterior recuperación) o diabetes.
  • Debes tener una piel sana y elástica, de tal manera que después de la lipoláser se pueda ajustar al nuevo contorno corporal.
  • No puedes haberte hecho otras operaciones estéticas en la zona en la que quieras realizar la liposucción laser

Por el contrario no eres un buen candidato si:

  • Tienes sobrepeso significativo
  • Eres una persona hipertensa
  • Tienes problemas de circulación
  • Estas embarazada

¿En qué consiste el lipolaser?

En una intervención de lipolaser, en primer lugar se realizan varias incisiones, según el área a tratar, y se inyectará una mezcla de adrenalina y anestesia, de tal forma que en la zona a tratar se consigue un efecto tumescente (técnica similar a la de la lipoescultura), que además de dormir la zona, produce la vasoconstricción de los capilares en dicha zona, consiguiendo que se produzca un sangrado mínimo.

Seguidamente, se introducirá una cánula flexible con fibra óptica en su extremo, que transmitirá una luz láser y gracias a la cual se puede saber en todo momento en donde se encuentra la cánula y controlar el proceso más fácilmente. Por cada orificio practicado se efectúa un movimiento tipo abanico para conseguir licuar la grasa de dicha zona (lipolisis). El láser utilizado solo afecta a la grasa, sin afectar al resto de tejidos que la rodean. Después de licuar la grasa, se introduce otra cánula para aspirar la grasa licuada.

Durante la operación se administraran fluidos vía venosa para compensar el que se pierde al extraer la grasa. Tras finalizar el procedimiento, se realizan un punto en cada orificio y se coloca una faja especial en la zona tratada. De esta forma las cicatrices son prácticamente invisibles, incluso en bañador o ropa interior, debido a que las incisiones se realizan en zonas estratégicas para evitar que puedan verse.

Beneficios del Lipoláser

preguntas-frecuentes-lipolaser-liposuccion

El lipoláser tiene múltiples beneficios y a continuación os exponemos algunos de ellos:

  • El proceso dura aproximadamente 1 o 2 horas
  • No requiere de hospitalización (es un proceso ambulatorio) y después de 24 horas es posible hacer una vida normal
  • Se puede realizar con anestesia local, permitiendo al paciente estar consciente durante toda la operación
  • Se evitan al paciente las incisiones típicas de las liposucciones, así como los puntos y las cicatrices
  • Gracias al uso del láser se disminuye en gran medida el sangrado postoperatorio, ya que el láser coagula la sangre, por lo que también se reducen los sangrados durante la operación así como los hematomas posteriores.
  • Al producirse menos hematomas y reacciones inflamatorias mínimas, la recuperación postoperatoria se mejora significativamente.
  • Se puede emplear en zonas en las que no se puede realizar la liposucción tradicional, como en zonas en las que existe una flacidez cutánea.

Esta entrada también está disponible en: Inglés