Una vez analizados varios métodos para eliminar la grasa localizada como hemos visto en los artíuclos en los que hablamos de la lipo vaser como alternativa a la liposucción láser, y otros métodos alternativos a la lipoescultura, además de haber merncionado las numerosas ventajas de la lipolaser, ahora quiero mencionar la técnica conocida como LIPOTRANSFERENCIA.

Lipotransferencia: Información

La lipotransferencia es uno de los métodos más novedosos que tiene la cirugía estética; este consiste en extraer grasa de ciertas zonas del cuerpo mediante una liposucción laser o lipolaser y colocarla en otra zona que necesite la corrección de imperfecciones y/o para dar más volumen en una zona específica que deseemos.

Este proceso es bastante seguro y libre de rechazos por que se usa los mismo componentes del cuerpo (la misma grasa) para realizar las correcciones o aumento de tamaño.

¿Cómo se realiza?

El primer paso es saber la cantidad de tejido graso (también conocido como tejido adiposo) que necesitamos para conseguir el resultado deseado y saber si tenemos esa cantidad de tejido sobrando para poder extraerlo y realizar la lipotransferencia.

Luego de esto, dependiendo de la cantidad de tejido graso que necesitemos, la extracción se realizara de una u otra forma; si lo que queremos de este proceso es un aumento de glúteos, la cantidad de grasa necesaria es más elevada, por lo que será necesario realizar una liposucción en la parte abdominal o las caderas para conseguirla, ya que esta esas son las zonas con mayor porcentaje de células madre mesénquimas, las cuales son capaces de reproducirse en cualquier otro linaje de células sin problema alguno.

Por otro lado, si la zona a retocar es pequeña, la extracción se podría realizar con una jeringa. Esta demás decir que este proceso tiene que realizarse con utensilios esterilizados y en espacios dispuestos para tal fin para así evitar cualquier tipo de contaminación de la grasa extraída o de la zona final.

Luego de extraído el tejido adiposo, este se debe separar de otros componentes, ya que es extraído junto a sangre y otros tejidos. Se debe, bajo procesos de filtrado de Puregraft (el sistema líder para estos procedimientos), conseguir que la grasa a transferir sea lo más pura posible; esto, para disminuir los porcentajes de reabsorción y que el cuerpo la asimile más rápidamente.

El siguiente paso es reubicar la grasa ya filtrada y procesada en la zona que se desea remoldar o aumentar. Es decir, ya llegamos a la fase final de la lipotransferencia.

¿Cuándo es recomendable usar lipotransferencia y cuando no?

lipotransferencia-gluteos
Lipotransferencia

Lipotransferencia en Glúteos

La lipotransferencia en glúteos se usa para aumentar el tamaño y/o remoldar la parte trasera de la manera menos invasiva posible. Esto se logra mediante un proceso de liposucción laser y filtrado del tejido adiposo como se explicó más arriba.

Es recomendable además, usar la lipotransferencia optimizada, que consiste en enriquecer la grasa destinada al relleno con factores de crecimiento antólogos; estos se encuentran ubicados en la sangre del mismo paciente. Los factores de crecimiento favorecen al injerto de grasa y por lo tanto, a que se arraigue a la zona receptora con mayor facilidad.

Estos, se extraen del proceso de separación, aplicándosele a la sangre un proceso de centrifugado para separar las densidades y así obtenerlos.

lipotransferencia-antes-y-despues
Lipotransferencia de glúteos

Los resultados de la lipotransferencia optimizada de glúteos incluyen: la elevación y aumento del volumen para conseguir el llamado “glúteo latino” o la mejora del glúteo plano. También se pueden corregir asimetrías causadas por factores hereditarios o algunas cirugías que puedan producir estas diferencias y la reparación en la forma o tamaño de los glúteos tras lesiones, traumatismos o accidentes que pudieron haber ocurrido.

Lipotransferencia en el Rostro

Este tipo de lipotransferencia es el más común y más sencillo de todos los procedimientos. Consiste en retirar tejido graso de cualquier parte del cuerpo con una jeringa, realizar el proceso de filtrado y separación de tejidos y volver a inyectar la grasa pura en los pómulos, frente, labios o cualquier parte deseada del rostro.

Cabe destacar, que como la reabsorción de la grasa es más elevada debido a la poca cantidad de grasa usada en este procedimiento; puede que a los pocos meses no tengamos el resultado deseado; aunque esto no siempre sea así, es necesario tomar en cuenta que existen métodos y productos de relleno reabsorbibles que actualmente tiene gran calidad y nos garantizan el resultado que queremos por un espacio de tiempo determinado. Por este motivo, es recomendable tomar en cuenta varias opciones antes de decidirse por la lipotranferencia en el rostro.

Lipotransferencia en Senos

lipotransferencia-de-senos
Lipotransferencia de senos

Este procedimiento tiene confusiones muy grandes al compararlo con los implantes mamarios. Es importante afirmar que la lipotransferencia no sustituye las mamoplastias de aumento con prótesis ya que cada técnica tiene sus indicaciones y procedimientos y está destinada para cosas diferentes.

Para realizar este procedimiento es necesario que la paciente tenga suficiente tejido graso en las zonas donantes (abdomen y caderas). En el caso de pacientes delgadas, la opción más llamativa seria el aumento de volumen mediante prótesis mamarias, por la misma razón planteada.

Por otro lado, si la paciente desea aumentar las mamas en más de una talla, la prótesis sigue siendo su opción, ya que el realce que se consigue con la grasa transferida es muchísimo menor, además que requiere de varias sesiones, lo que aumenta el costo del tratamiento y exige más grasa abdominal o en la zona de las caderas para su compleción.

La grasa extraída de las zonas donantes debe ser tratada y centrifugada como se ha explicado con anterioridad antes de ser injertada en las mamas; también puede haber opción a la lipotransferencia optimizada que se explicó con anterioridad para la mejora de la reabsorción.

Varios médicos concuerdan en que normalmente se reabsorbe entre un 35% y un 55% de la grasa implantada como injerto; pero esto no necesariamente significa que ambas mamas absorberán la misma cantidad, puesto que cabe la posibilidad de que queden asimétricas, por lo que un pecho puede quedar más pequeño que el otro.

Siempre se recomienda hablar con el médico cirujano sobre todas las técnicas y procedimientos para el aumento de pecho y así llegar a la mejor opción para el caso particular de cada quien. Al final, cada paciente tiene requerimientos diferentes que se acoplan a varios procedimientos; además que existe también la capacidad monetaria para poder llevarlos a cabo.

Dentro de los fines estéticos de la lipotransferencia en las mamas, contamos con el aumento de volumen del pecho y la reducción del abdomen, caderas y muslos, además de afinar los resultados tras una mastectomía. Por otro lado, los fines reparadores incluyen: corrección de malformaciones congénitas, reconstrucción mamaria y reconstrucción por daños ocasionados por radioterapia.

Como resultado conseguimos que el aumento de pechos por lipotransferencia ofrece un aspecto natural. Al igual que otros tipos de lipotransferencia, al estar compuestos por grasa y tejido de la misma paciente, tiene riesgos nulos de rechazo. Por último, este procedimiento cumple con un doble objetivo: reduce la grasa no estética y aumenta el volumen de las mamas.

Consulta a tu médico especialista antes de una lipotransferencia

Consulte con su médico para mayor detalle en cómo se realizan las lipotransferencias, además de sus beneficios y contradicciones. Es importante tener en cuenta todos los procesos quirúrgicos, en cuanto a la cirugía plástica se refiere, antes de tomar una decisión concreta de lo que se quiere hacer para mejorar o reparar daños en algunas partes del cuerpo.

Esta entrada también está disponible en: Inglés